El Gobierno aprueba el crédito pendiente de ayudas al cine

El Gobierno ha aprobado un suplemento de crédito de 30 millones de euros que permitirá abonar las obligaciones de pago pendientes con películas estrenadas en 2012, tal y como ha anunciado este viernes la vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría, durante la rueda de prensa posterior a la reunión del Consejo de Ministros.

Según han recordado fuentes de Cultura a Europa Press, en marzo de 2013 se convocaron las ayudas a la amortización de largometrajes de 2011 y el mes de julio de ese mismo año se circunscribieron las ayudas para las películas estrenadas entre los nueve primeros meses de 2011. En 2014 se convocaron las ayudas correspondientes a las cintas estrenadas durante el último trimestre de 2011 y las disponibilidades presupuestarias no habían permitido convocar las ayudas a los largometrajes de 2012.

El objetivo de estas ayudas es la amortización del coste de la producción de las películas e incentivar la comercialización de las mismas, intentando incrementar la cuota de mercado de cine español y mantener un volumen estable de producción.

Algunos de los criterios objetivos de carácter automático son la aceptación del público en el período de proyección en salas de exhibición cinematográfica; la recaudación obtenida; la recepción por los espectadores a través de otros medios de difusión; o las operaciones de venta y arrendamientos remuneradas a precio de mercado de la película.

El ministro de Educación, Cultura y Deporte, José Ignacio Wert, avanzó el pasado miércoles en el Congreso de los Diputados la aprobación de este crédito y aseguró que está trabajando con el sector para establecer un sistema de ayudas a priori y no a posteriori, tal y como ocurre en la actualidad.

El ministro también reconoció que la industria está “pasando momentos difíciles” y que hay empresas que han desaparecido, sobre todo que en el sector de la distribución y la exhibición. “Particularmente, en el último se viven tiempos complicados porque cambian hábitos culturales, lo que exige una serie de inversiones difíciles de abordar y exige una transformación del modelo de negocio“, apostilló

 

Europapress

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *